Monday, Oct 23rd

Last update11:34:30 PM GMT

Degradación de 16 mil millones de dólares en bonos de Cofina es un síntoma de décadas de fracaso de política económica.

(San Juan, PR - 19 de julio de 2012) El candidato a la gobernación por el Partido del Pueblo Trabajador, Rafael Bernabe, expresó esta mañana que la degradación de los 16 mil millones de dólares en bonos de Cofina es un síntoma de décadas de fracaso de política económica. Manifestó preocupación de que se ponga el peso de esta crisis nuevamente en los hombros de la clase trabajadora.

"Rojos y azules son responsables de una fracasada política económica. Ambas administraciones tienen el síndrome del jugador compulsivo. Adictas a la política de especulación con los activos del país, todo se privatiza, se lleva al mercado de los bonos y se ha abandonado el fortalecimiento de la producción en el país. El crédito se ve comprometido, el mercado está en recesión económica y el resultado es la ruina económica", indicó Bernabe. "Estos gobiernos representan al jugador que se pone a jugar, se olvida en producir dinero para mantener su casa y termina en quiebra, un desastre".

"Ante este panorama cabe preguntarnos si vamos a continuar priorizando en el país los intereses de los bonistas e inversionistas o si pondremos al pueblo trabajador primero. Hay una preocupación en la calle, que no es especulativa, que para salir de esta crisis habrá que darle al pueblo trabajador más medicina amarga. Se habla de aumentar los recaudos a través de aumento en el IVU y poner otros impuestos regresivos para garantizar el crédito", manifestó Bernabe.

Sin embargo, expresó que para salir de la crisis hay que tomar otro rumbo económico. "Lanzo un reto al país, reexaminemos nuestra política económica. Hay que invertir en la producción de empleos a traves de empresas obreras y cooperativas. Decidamos como se va a pagar la deuda a lo inversionistas y finalmente pongamos a pagar a las grandes corporaciones. Ese capital de 30 mil millones que se fuga en las transnacionales puede ayudar a pagar esa deuda", concluyó Bernabe.