Sunday, Nov 19th

Last update11:34:30 PM GMT

20 mil razones para seguir

Por Nelson J. Escudero Gorritz*

El pasado viernes 23 de enero se celebró en la sala 806 del Tribunal de San Juan, una importante vista judicial para todos y todas las que queremos un Puerto Rico más justo y democrático. Se trata del caso incoado en el 2013 por el Partido del Pueblo Trabajador (PPT), en defensa de más de 20 mil endosos que fueron rechazados arbitrariamente por la Comisión Estatal de Elecciones (CEE).

 

La sala presidida por el juez superior Juan A. Frau Escudero estaba abarrotada de simpatizantes y dirigentes del PPT de toda la Isla que fueron testigos de la bochornosa demagogia y los planteamientos antidemocráticos de los demandados PPD, PNP y CEE. En la vista, que se extendió hasta las primeras horas de la noche, la representación legal del PPT argumentó que los entes conocidos como Juntas de Validación han sido arbitrarios a la hora de decidir sobre los endosos del partido violeta. Estas juntas se componen mediante balance partidista entre el PPD y el PNP, es decir, un miembro de cada partido revisa el endoso para velar que cumpla con los criterios establecidos en el reglamento. Una vez revisado, la decisión de validarlo o rechazarlo debe ser unánime o de lo contrario es rechazado. Y estos dos partidos, cuando se trata de nuestros endosos, se han puesto de acuerdo para rechazarlos en 20 mil ocasiones.

Para Javier Andrés Córdova Sánchez, líder de la juventud pepetera, este hecho demuestra que ese comportamiento no es fortuito. “Nosotros estamos seguros de que han cometido fraude. Cuando recogimos las firmas en la calle, mucha gente nos mostraba su tarjeta electoral y los mismos electores se aseguraban de que al firmar el endoso, fuera igual que en la tarjeta. A pesar de eso, nos han rechazado esas mismas firmas porque supuestamente son incompatibles. Eso es fraude electoral. Esta gente (el liderato del PPD y PNP) está acostumbrada a hacerse trampa entre ellos. No es difícil llegar a la conclusión de que le harían fraude al PPT", explicó.

Durante la argumentación dirigida por la licenciada Brenda Berríos y el licenciado Rafael Ortiz, surgieron ejemplos que demuestran el comportamiento caprichoso e inconstitucional de la CEE a la hora de la validación. Uno de ellos es el caso de miles de electores endosantes que han recibido cartas de la Comisión alegando casi explícitamente que el PPT les ha falsificado su firma. Acto seguido le piden que si en efecto dio su endoso, se comunique con el PPT, sin explicar cómo hacerlo. De lo contrario, que complete y envíe un documento adjunto para querellarse contra la organización defensora de la clase trabajadora. De más de 20 mil cartas enviadas, solo 18 personas han sido llevadas a engaño. Precisamente en estos casos descubrimos algo muy revelador: la firma del elector en la querella es absolutamente idéntica que la del endoso rechazado.

En la medida en que nos acercábamos rápidamente al total de endosos requeridos para inscribirnos, el por ciento de rechazo fue aumentando de manera vertiginosa. Tanto, que la CEE llegó al absurdo de invalidar 7 de cada 10 que se entregaban, indicando el asunto con la signatura. Relució en la vista que esta conducta creciente y sistemática en la Comisión resulta abusiva ya que su reglamento deja al criterio individual de los que componen las Juntas de Validación -sin estándares claros y definidos- determinar la alegada incompatibilidad del autógrafo.

Cuestionada sobre las posibles justificaciones que los partidos que controlan la CEE pudieran tener para bloquear la inscripción, la coordinadora juvenil del área de Ponce, Alejandra Cruz, asegura que lo hacen porque nos temen. “Esos partidos representan y defienden con uñas y colmillos a los buitres. Son un grupo pequeño de familias que se benefician de la crisis del capitalismo y que terminan por cobrársela al pueblo trabajador mediante despidos, recortes en educación, salud y retiro, entre otras medidas, mientras ellos siguen amasando más billetes. Venimos llevándole la contraria desde hace tiempo a esta gente que nos trajeron aquí. Tienen miedo, no hay de otra", sentenció.

Asimismo, Javier Andrés añadió que "hace falta que las grandes empresas aporten al país lo que deben, para mejorar las condiciones de vida de la mayoría que vive en un Puerto Rico distinto y mucho menos esperanzador que el de ellos. Nuestro partido es muy diferente a los demás partidos y la gente así lo reconoce. Para el PPD y el PNP, dentro de su lógica de compartirse el poder, no debe existir como opción electoral una organización que busque redistribuir la riqueza en este país. Nuestro mensaje es peligroso para sus intereses económicos."

El PPT logró en su primera comparecencia a las urnas casi la misma cantidad de votos que el número de endosos que nos han rechazado hasta hoy. Aun quedando como el cuarto partido más votado en 2012, recogió después alrededor de 60 mil endosos en poco menos de dos años, lo que significa que ha logrado sobrepasar la capacidad de influencia y apoyo entre el pueblo trabajador que el que han tenido las tradicionales organizaciones sindicales y de izquierda en este último lustro. En vista de esto, reconocemos el papel importante que juegan estas organizaciones políticas, sindicales y comunitarias en la organización del pueblo para luchar. Por tal razón insistimos en que el trabajo político que ejecutan es compatible con la construcción de una opción electoral que aglutine esa fuerza.

El también estudiante de maestría finalizó diciendo que "llevamos muchos años resistiendo fragmentadamente los ataques a nuestros derechos y niveles de vida. Debemos pasar de la reacción a la ofensiva contra esta gente en la calle y también en su propio terreno. Hay que inscribirse para votar y comenzar a dar pasos más tangibles que nos lleven al poder en esta coyuntura en la que la crisis económica se profundizará. Para arreglar el desastre que nos han dejado décadas de malas administraciones rojas y azules hay que sacarlos del poder, desde nuestro sindicato, nuestro barrio, nuestra comunidad, nuestro monte, nuestra escuela y nuestra mente. La juventud debe meterle con más ganas que nadie a esto. Esas son nuestras 20 mil razones para seguir".

*El autor es estudiante, representante sindical y militante del Comité de San Juan del PPT.